Existen muchos sistemas constructivos, pero el que tradicionalmente se utiliza más en los techos por su gran resistencia es combinar el hormigón con la cerámica. ¿Y por qué debemos tapar un techo de cerámica y hormigón? No es necesario enyesarlo si utilizamos elementos de hormigón y cerámica con un acabado visto.

Llevamos más de 20 años dedicando nuestros esfuerzos en ofrecer elementos resistentes y decorativos para los techos. Fabricamos vigas de hormigón para que luzcan por sí solas y las combinamos con piezas cerámicas decorativas para que el techo refleje una imagen cálida y única.

Disponemos de dos texturas en la viga de hormigón: lisa o imitación madera. En la textura lisa podemos aplicar un pintado en imitación madera o dejarla con el color natural del hormigón. Para entrevigar la cerámica ofrecemos un gran abanico de acabados lisos: Rojo, Gandesa (color paja), Mallorquín (flameado), Quercus (imitación madera) y Artesanal (baldosa manual).

Con todos los modelos de viga y cerámica que ofrecemos podemos conseguir muchas combinaciones con acabados completamente distintos. El objetivo final será asesorar al cliente para escoger el que más encaje en el proyecto de su hogar.